Cerrito - Viale - María Grande - Hasenkamp - Hernandarias - Crespo - Villa Urquiza - San Benito - Segui - Tabossi
Un problema que se reitera
Villa Urquiza, Lunes, 04 de enero de 2010 ((19:38 hs.))
Vecinos e inversores expresaron el malestar por la escasez de agua potable en Villa Urquiza
La temporada de verano comenzó con problemas serios en Villa Urquiza. Ayer a la tarde una buena parte del paraje turístico más importante de la Costa del Paraná estaba sin agua corriente. Si bien la faltante se produce todos los años, los habitantes están molestos porque se sabía, desde hace seis meses, que una de las tres bombas que extraen el agua no funcionaba. Algunos comerciantes, que prefirieron resguardar sus identidades, aseguraron que los inconvenientes suceden hace tres años y se potencia de viernes a domingo cuando llega el grueso de visitantes.

Si bien el verano para la Villa recién comienza los primeros días fueron “flojos” según la calificación de los dueños de bungalows. Los empresarios turísticos están muy preocupados por la falta de agua. “Imaginate cómo se fueron los turistas que vinieron a pasar el primer fin de semana del año. En algunos complejos la gente no se pudo bañar”, aseguró la dueña de un grupo de cabañas.

El enojo se potencia en los visitantes que pagan entre 200 y 300 pesos por día por una cabaña con pileta y aire acondicionado, pero se encuentran que no tienen uno de los servicios esenciales: agua.

“Los tanques no cargan desde el 31 de diciembre”, contó una vecina que sobrelleva la crisis porque tiene reserva propia de agua.

En los comercios que preparan comidas administran cuidadosamente el agua. El alivio llega por la noche, cuando se cargan los tanques. Los baños, en su mayoría, tienen reservas de agua no potable. Los propietarios, con el paso del tiempo, fueron agudizando el ingenio.

El sector privado que invirtió pensando en la temporada 2010 está enojado.
Algunos pidieron ocultar la falta de agua teniendo en cuenta que hoy se realiza el primer recambio del año.

• Compromiso

El intendente de Villa Urquiza, Alberto Gastiazoro, aseguró a diario UNO: “Compré la bomba y mañana (por hoy) la vamos a cambiar”. Sobre las protestas de vecinos y empresarios aceptó: “La gente tiene derecho a protestar, pero hay algunos que meten cizaña”.

El funcionario, en el medio de la crisis, repartió bidones de agua personalmente.
Gastiazoro dijo además que tiene la intención de adquirir un tanque para almacenar el vital elemento.

Por último confirmó que se reunió con ingenieros de Obras Sanitarias de la Provincia para solucionar los inconvenientes en la cañería “chica”.

• Playa

Más allá de los inconvenientes con el agua potable los habitantes de Villa Urquiza están esperanzados en que la temporada mejore teniendo en cuenta que, pese a la crecida del río, todavía tienen playa.

Por estos días se cerró la calle que se encuentra frente al balneario y los visitantes se ubican en esa zona con sus sillas. (APF.Digital)

 


 

Desarrollo web, sistemas a medida, e-learning

Política - Actualidad - Deportes - Cultura - El Campo - Turismo - La Región - La Provincia - El Pais